Hoy es: ¡Bienvenidos!

Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Notitas al Día

Paro Estudiantil

A clases, por favor

Uno de los hechos sobresalientes del 2018 fue el paro universitario, donde los estudiantes con argumentos sólidos lograron un histórico acuerdo con el gobierno

Por: Guillermo León Sambony

Una de las grandes expectativas al iniciarse el 2019 es el regreso a clase a partir de la segunda semana de enero de más de un millón 300 mil estudiantes que cursan sus estudios profesionales en las 32 universidades públicas del país.

 

En 26 de esas universidades tras un paro que duró más de 2 meses a finales del año anterior, el semestre B del 2018 fue suspendido y debe reanudarse a partir del próximo 14 de enero, para finalizarlo el 14 de febrero e iniciar en marzo el semestre A de 2019, como es el caso de la Universidad del Tolima.

 

El clamor de nosotros los padres de familia de los jóvenes que estudian en la universidad pública, de la cual nos sentimos orgullosos, reconociendo por supuesto el valor, la dignidad y la gran preparación en el tema que se discutía de los jóvenes que estuvieron al frente de la negociación con el gobierno nacional es el regreso a clase sin vacilaciones.

 

Hay sectores del estudiantado que dudan del acuerdo y por supuesto que tienen razón porque negociar con el gobierno no es fácil, o sino pregúntenle a los exempleados de Telecom, del antiguo Banco Agrario, entre otras empresas estatales que desaparecieron de la noche a mañana, sin embargo el regreso a clase sin vacilaciones tan bien fue incluido en el pacto.

 

Los acuerdos de los estudiantes con el gobierno de Duque son entre otros:

 

1. El presupuesto del cuatrienio para el fortalecimiento de la educación superior pública aumentará en más de 4.5 billones. De estos recursos más de 1,34 billones de pesos serán destinados a la base de las Instituciones de Educación Superior pública.

 

2. A partir de 2019, estos recursos que anteriormente crecían sólo con la inflación (IPC), comenzarán a aumentar durante los próximos años así: 2019 IPC + 3,5%, 2020 IPC + 4% 2021 IPC + 4,5% y 2022 IPC + 4,65 %.

 

En este punto hay que recordar que la inversión del gobierno nacional en la universidad pública, no se ajustaba desde 1993 y el aumentarle esos porcentajes al IPC es un logro.

 

3. A esta cifra se suman otros importantes recursos provenientes de la renta sobre los excedentes del sector cooperativo destinados a educación superior pública cuyo monto podrá superara los 300 mil millones de pesos, así según el Gobierno Nacional se le dará mayor estabilidad financiera y proyección al sector de la educación superior pública, para el periodo 2019-2022 y además los gobernadores —ojo Carlos Julio en el Huila y Barreto en el Tolima— contarán con 1,5 billones de pesos en recursos procedentes del recaudo de las regalías y una inversión total de 1,35 billones que contempla pago de pasivos e inversión en temas de infraestructura, bienestar estudiantil, dotaciones, formación docente de alto nivel y fortalecimiento institucional.

 

Los acuerdos no son promesas, son compromisos legales entre las partes, para este caso entre el Gobierno Nacional y la universidad pública, por lo tanto son de obligatorio cumplimiento.

 

Por eso nos atrevemos a hacer un llamado a la dirigencia estudiantil para que permita el regreso a clase de los estudiantes a fin de concluir el segundo semestre del 2018 y evitar la cancelación del semestre que sería catastrófico para estudiantes y padres de familia.

 

Por supuesto no hay que bajar los brazos y estar a la expectativa del cumplimiento de los acuerdos por parte del gobierno nacional, porque como dice un viejo adagio popular “ayer un juramento, mañana una traición”.